Seguidores

jueves, 25 de agosto de 2016

EL EGO ES UN DIOS CELOSO



El ego es un dios celoso que quiere que sus intereses sean servidos. No quiere admitir que fuera de sus criterios existen otros universos probables. 

La mejor victoria de la parte oscura es hacernos creer que somos enemigos, que el otro es el culpable, que mi problema está allá fuera, que el drama es causa de un mal social y comunitario.

Eso es lo que nos han dicho. Despertar es asumir toda responsabilidad, es no ver nada como un "daño", ni como una "ofensa", ni cono un "error".

Roly Polanco