Seguidores

sábado, 20 de septiembre de 2014

MENSAJE SUBLIME DE LA PELÍCULA “El Triunfo De Un Sueño”




"La música está en todas partes, sólo hay que saber escucharla"

Gran final de esta película “El Triunfo De Un Sueño” y de su personaje protagónico August Rush, donde la música se ofrece en forma de Rhapsody para que se efectúe el milagro del encuentro... Me refiero a la última escena de este maravilloso filme que siempre me hace derramar alguna que otra lágrima y resulta que hoy nuevamente me ha pasado... de ahí esta reflexión.
El recurso y estética de su director es todo un derroche que acentúa el drama, aparejado a la magistral interpretación de sus personajes, en este caso la del niño Agust, el cual se creía huérfano y abandonado por sus padres, el cual no cesa en su empeño hasta dar con ellos...
Pero es su final lo que me ocupa ahora, o diría mejor, su feliz comienzo. Resuelto con la más delicada ternura y encanto. Donde todos sus personajes principales, movidos por una intuición celestial, se dan cita en un mismo punto.

Cabe hacer mención y homenaje a la brillante interpretación del ya fallecido Robin Williams el que esta vez hace de un carismático villano y capitalista que atrapa al niño en sus redes de corrupción del talento infantil. Manipulado por este controvertido y posesivo señor, nuestro protagonista se ve envuelto en una trama por él inesperada.




Finalmente, August se ve dividido entre sus padres y su fidelidad a Wizard (
Robin Williams). Cuando logra escapar de los lazos que le atan a este dictador y tirano, se convierte en la revelación del prestigioso conservatorio musical de Julliard, donde terminará componiendo la sinfonía que dirigirá ante un público de cuarenta mil personas en Central Park. Utilizando así su extraordinario talento para encontrar a los padres de los que fue separado desde su nacimiento.

Padre, madre e hijo coinciden por primera vez, luego de unos largos 11 años sin verse. 
Sorprende y emociona más la frase que despide ese momento mágico:

"La música está en todas partes, sólo hay que saber escucharla"

Aquí les dejo el fragmento del genial final.
Gracias por leer, abrazos de paz y amor.

(Recuerden puntuar y dejar vuestros comentarios)